El próximo 9 de junio se celebra el Día Mundial del Síndrome Antigosfolípido. Bajo el lema “SAF, no solo trombos” la Asociación Española Síndrome Antifosfolípido, invita a toda la sociedad a formar parte y unirse a esta jornada.

El síndrome antifosfolípido, también conocido coloquialmente como síndrome de la “sangre pegajosa ‘, es una enfermedad autoinmune que afecta a la sangre y su capacidad de coagular. Un sistema inmunológico hiperactivo produce anticuerpos antifosfolípido (SAF) que hacen que la sangre se coagule demasiado rápido tanto en las venas y arterias.

Esta coagulación puede afectar a cualquier vena, arteria o del órgano en el cuerpo y las consecuencias pueden ser ataques al corazón, ictus y trombosis venosa profunda. En el embarazo, los anticuerpos pueden causar aborto involuntario, preeclampsia, partos prematuros y muerte fetal.

 

Última actualización: 30/05/2017

 

Pin It