También conocida como:

Cistinuria con Aminoaciduria Dibásica
Cistina Lisina Arginina Ornitinuria
Cistinuria lisinuria

Descripción:

La cistinuria es una enfermedad rara metabólica congénita (que está presente desde el nacimiento) del transporte renal e intestinal de los aminoácidos básicos (lisina, arginina y ornitina) y de la cistina, los cuales aparecen en cantidades muy elevadas en la orina. Se debe a un defecto en la proteína transportadora de lisina, arginina, ornitina y cistina en las células epiteliales de la mucosa intestinal y renal. La cistina no se disuelve fácilmente en la orina de pH ácido y precipita produciendo cálculos (piedras) renales.

Su incidencia de 1 por cada 7.000 nacidos vivos, hace que sea una de las enfermedades raras hereditarias relativamente más frecuente.

La urolitiasis (cálculos en el aparato urinario) puede aparecer en cualquier época de la vida, desde la infancia hasta pasados los noventa años, aunque por lo general suele manifestarse entre los veinte y los cuarenta años.

La cistinuria es la responsable del 1 al 2% de todos los cálculos renales y del 6% al 8% de las urolitiasis en edad pediátrica.

Clínicamente se caracteriza por una litiasis (formación de cálculos en órganos o conductos huecos del organismo) recidivante (recidiva es la aparición de una enfermedad en un individuo que ya ha padecido ésta hace algún tiempo) que origina una considerable morbilidad (suma de las enfermedades que afectan a un individuo o un grupo durante un tiempo determinado) con cólicos nefríticos de repetición, hematuria (presencia de sangre en la orina), retención urinaria aguda, infecciones de orina de repetición y en ocasiones insuficiencia (fracaso funcional) renal, que puede conducir a la muerte.

Los pacientes heterocigotos (individuo en el cual los dos cromosomas de un par llevan, en la misma situación, dos genes diferentes) se dividen en tres grupos, en función de, los diferentes patrones de transporte a través de la mucosa intestinal y la excreción urinaria de cistina:

1.- Cistinuria tipo I: Es la forma más común. No existe transporte activo de aminoácidos básicos ni de cistina a través de la mucosa y los individuos heterocigotos tienen niveles normales de cistina en orina.

2.- Cistinuria tipo II: Se caracteriza por la reducción marcada o ausencia del transporte activo de aminoácidos básicos y cistina a través de la mucosa pero a diferencia del tipo I, en los individuos heterocigotos tipo II los niveles de cistina en orina están significativamente elevados.

3.- Cistinuria tipo III: La absorción intestinal de aminoácidos básicos y cistina a través de la mucosa está siempre presente, aunque disminuida y los niveles de cistina en orina son intermedios entre el tipo I y el tipo II.

Los pacientes homozigotos (individuo en el cual los dos cromosomas de un par llevan, en la misma situación, dos genes semejantes) se detectan por la aparición de cantidades masivas de cistina en la orina.

La demostración de cristales de cistina en la orina es diagnóstica de la enfermedad, pero no es frecuente y tan sólo es demostrable en el 19 al 26% de los pacientes homozigotos. Los cálculos de cistina son radio opacos e hiperecogénicos. Las pruebas de cribado diagnóstico con nitroprusiato cianido de sodio resultan adecuadas para identificar a los pacientes homozigotos con posibilidad de desarrollar litiasis, pero no para detectar a todos los heterocigotos. Con este objetivo se aconseja la cromatografía de aminoácidos en orina y su cuantificación. Se define funcionalmente al paciente homozigoto como aquel que excreta como mínimo 250 mg de cistina por gramo de creatinina en orina de 24 horas, en ausencia de otras causas de excreción aumentada de cistina. Los sujetos heterocigotos no rebasan estos niveles.

Para el diagnóstico actualmente, además de la radiografía simple de abdomen y la ecografía resultan útiles la cromatografía de aminoácidos en orina y el análisis cualitativo de los cálculos. En ocasiones puede resultar de ayuda las respuestas plasmática y urinaria exageradas a una sobrecarga de cistina.

El tratamiento médico va orientado a disolver los cálculos ya existentes y a prevenir la formación de otros nuevos. Como primeras medidas resultan eficaces una dieta con poca sal, ya que la restricción del aporte de sodio tiene un efecto favorable sobre la excreción urinaria de cistina; aumentar la diuresis (cantidad de orina en 24 horas) mediante ingesta abundante de líquidos y la alcalinización de la orina con bicarbonato potásico, aconsejando mantener el pH urinario entre 7,5 y 8 puesto que así mejora la solubilidad de la cistina. Como segundo paso si es necesario se intentan fármacos que actúan como quelantes (quelación es el proceso físico químico de captación de iones positivos), suelen emplearse la D-Penicilamina, aunque puede tener diversos efectos secundarios: fiebre, rash (erupción transitoria que recuerda la de la escarlatina, rubéola, o púrpura según los casos, en el curso de ciertas enfermedades febriles no eruptivas, o como reacción de intolerancia a un medicamento), alteraciones del gusto, proteinuria (niveles altos de proteínas en orina), leucopenia (disminución anormal de las células blancas de la sangre) y trombopenia (disminución de las plaquetas circulantes y que intervienen en la coagulación de la sangre) y la alfa-mercato-propionilglicina, que tiene menos efectos secundarios.

Si el tratamiento médico conservador no es suficiente para reducir los niveles de excreción de estos aminoácidos ni para disolver los cálculos puede recurrirse a la litotricia (operación que consiste en triturar un cálculo en la vejiga y hacer salir los fragmentos por la uretra) extracorporal, aunque los cálculos se fragmentan con dificultad, por lo que suelen requerirse varias sesiones. En última instancia si no se pueden eliminar los cálculos o en caso de infección o litiasis obstructiva puede estar indicada una intervención quirúrgica para eliminar los cálculos.

La cistinuria se hereda como un rasgo genético autosómico recesivo. En la cistinuria tipo I, el gen implicado es el SLC3A1, mientras que en la cistinuria tipo II y III el gen implicado es el SLC7A9.

Autores y fecha de última revisión: Drs. M. Izquierdo, A. Avellaneda; Febrero-2004
/p

Socios de FEDER

Asociación de Fenilcetonúricos y OTM de Madrid

Links a Bases de datos Médicas

Otros Links de interés

SIO - Servicio de Información y Orientación

Pin It