pareehijo

Hola amigos de Feder:
 
Antes que nada felicitaros por el nuevo año y por esta iniciativa que me parece muy importante para los afectados de cualquier tipo de enfermedad ó rareza y para sus familiares.
 
Hace tiempo, pues mi hijo Pedro tiene 38 años, estuve en el Hospital de la Paz en Madrid para que me hicieran un informe en el Servicio de Cirugía Plástica sobre una intervención de cara pues ha nacido con problemas estéticos cuyo diagnóstico es entre Apple y Crouzon, y en ese momento solamente podía ser intervenido en París (Dr. Tessier). Previamente lo había visto el Dr. Tresserra de Barcelona y así lo había recomendado, que fuera visto por el Dr. Tessier en París.
 
El Jefe de Servicio de Cirugía Plástica en vez de hacerme el informe reconociendo que esas intervenciones solamente las hacían con éxito en París con el fin de compensar un poco los gastos que ocasionaba un traslado a la capital francesa y los costes cuantiosos de dicha intervención ( costes que podía haber soportado la Seguridad Social en España ya que llevo toda la vida cotizando),me dijo que era similar a enviar a un hijo a estudiar al extranjero a un colegio de lujo, que aquí en España se podría resolver con los medios propios. En esos momentos en España no habían sido reconocidas con cierto éxito esas intervenciones, por lo tanto no se le ocurre a nadie entrar en un quirófano sin las debidas posibilidades de mejora. Yo ya tenía bastante con el problema de mi hijo de ocho años con tres ó cuatro intervenciones a cuestas en Sevilla sin tener su problema resuelto del todo ya que es un tema delicado como puede ser la estética de toda una cara diferente. El Jefe de Servicio se salió con la suya y yo marché a París con mi hijo soportando el riesgo y gastos que imaginarse puedan.
 
La intervención en París se realizó entre cuatro ó cinco especialistas y estuvieron diez horas en quirófano.
 
Afortunadamente mi hijo Pedro está bien de salud. Lleva lo mejor que puede el ser diferente a los demás y soportar desde pequeño las miradas extrañadas de todo el mundo que se lo encuentra por la calle. Tenemos el defecto los seres humanos de mirar con cara de sorpresa aquello que es diferente, y Pedro lo es.
 
Muchas gracias por darme la oportunidad de comunicar este episodio de mi vida con Pedro.
 
Sé que comprenderéis que cada situación vivida en momentos de ansiedad por problemas de este tipo suponen un gran esfuerzo mental y físico para el paciente y familiares. Mi situación con Pedro ha sido siempre los dos solos y eso hace la situación más dolorosa.
 
Gracias de nuevo y me tenéis para lo que os pueda aportar.
 
Un beso

Pin It